“Ellos le faltaron el respeto a mi esposa y a mí”

El ecuatoriano Gabriel Corozo fue entrevistado en el programa ‘Mundo Deportivo’ y habló sobre el maltrato recibido por parte del club Granada FC y la lesión de su rodilla.

“No me rescindieron el contrato, me despidieron; incluso los guardias de seguridad me botaron del parqueadero diciéndome que no podía trabajar ni entrenar ahí”, denunció el lateral guayaquileño. “El argumento de ellos era que tenía bajo rendimiento. Pero no es correcto, porque llevo 2 meses de recuperación”, explicó Corozo, quien tiene lesionado hace 4 meses el ligamento anterior cruzado.

El futbolista comentó que el problema con la dirigencia ‘nazarí’ inició debido a que “ellos estaban hablando conmigo para la rescisión del contrato, pero desde la temporada pasada me debían unos pasajes a Ecuador y un dinero adicional. Ellos me querían pagar 3 o 4 meses y me faltaba un año de contrato”. Además, Gabriel confesó que el equipo español le prohibió irse de vacaciones a su país natal y maltrataron a su esposa: “Me dijeron que no iban a comprar una mierda de pasajes (para su mujer y 4 hijos). Siempre me porté respetuoso, cosa que ellos no hicieron”.

Entre los planes del zaguero de 23 años está regresar a Ecuador para “iniciar por mi cuenta la recuperación de mi lesión”. Mientras se rehabilita su rodilla, Corozo tiene previsto iniciar acciones legales en contra del Granada y presentar “la denuncia en la AFE (Asociación de Futbolistas Españoles) y si la cosa se pone peor se lo lleva a la instancia de la FIFA”.

El exjugador de Liga de Quito tiene pronosticada su completa recuperación para inicios de noviembre y buscará otro club desde el mes de diciembre. “No hay problema para regresar a algún equipo de Ecuador”, concluyó.

Comentarios